V35 Landing

V35 Landing

Call 1-800-607-6094  or  E-mail:

manager@andesaviation.cl


La Corrosión

hl7
cm1
Detalle Parches tapa del Motor

La corrosión es un proceso degenerativo inherente a los metales y que con el tiempo desgasta y en algunos casos destruye la estructura de su avión. Podríamos entonces comparar el efecto de la corrosión en su avión como los efectos de una plaga de termitas en una casa. Consumirá el metal y es posible que usted no lo note hasta que el daño estructural sea grave. Debemos comprender entonces que la corrosión no es mas que la predisposición que tienen los metales de volver a su estado natural en forma de oxido.

El proceso de corrosión requiere de tres elementos para poder generarse; Un ánodo un cátodo y un electrolito, sumado a un conductor de flujo de corriente. La estructura de su avión contiene tres de esos elementos, y para dar comienzo al proceso de oxidación, solo falta la humedad, presente siempre en el ambiente.

Los aviones que se utilizan en las regiones mas áridas o desérticas no están ajenos a este problema; dentro de la vida media de una aeronave es muy poco probable que este no haya volado sobre nieve, lluvia, o por ambientes de alta humedad. Incluso los cambios más rápidos de temperatura, por ejemplo, de altura crucero a nivel de tierra, pueden condensar y atrapar la humedad del aire y dar inicio al proceso de corrosión.

 

CORROSIÓN: ¿Como evitarla?

cm2
Remaches cortados por óxido

En la actualidad el mercado ofrece una gran gama de productos anticorrosivos, la mayoría de estos productos son de una tecnología obsoleta, generalmente de capasa aislantes cerosas, En teoría estas capas cerosas aislantes actúan de manera pasiva, sellando el metal contra la humedad atmosférica y contra otros agentes contaminantes.

En realidad, este efecto aislante pude ser contraproducente sellando la misma humedad o corrosión entre el metal y la capa aislante, así se hace mas difícil la detección de la corrosión hasta que el daño es muy extenso; además el aplicar constantemente productos cerosos puede conllevar a que estas mismas capas aislantes comiencen a agregar peso extra al avión, haciendo a la vez mas difícil la inspección, incluso ocultando los defectos que de lo contario deberían notarse.

cm3

A diferencia de los productos de capas aislantes es un producto activo, su tecnología FTFC (Fluid Thin Film Coating) interrumpe el proceso de la corrosión de dos maneras:

Primero, desplaza la humedad que actúa como electrolito, y segundo, deja una película altamente dieléctrica que impide la transferencia de electrones del ánodo a al cátodo.

Av. Larraín 7941, Hangar G-64, Aeródromo Tobalaba / Fono: 9 8226070. | E-mail: manager@andesaviation.cl

Call 1-800-607-6094  or  E-mail:

manager@andesaviation.cl


Beechcraft Bonanza V35

Galería de Fotos

El Beechcraft Bonanza es un monoplano utilitario de fabricación norteamericana, introducida en 1947 por la compañía The Beech Aircraft Corporation. En 2008 todavía se producían variantes fabricados por la Hawker Beechcraft, convirtiendo a esta aeronave en la producción más larga de una aeronave en la historia. Más de 17.000 unidades han sido construidas.

Al final de la Segunda Guerra Mundial aparecieron dos aeronaves construidas íntegramente en metal, el Modelo 35 Bonanza y el Cessna 195, que tenían enfoques muy distintos del mercado de aviación civil en la postguerra. Con su ala alta, un motor radial de siete cilindros, tren de aterrizaje fijo, el Cessna 195 era poco más que una continuación de la tecnología anterior a la guerra, el Bonanza 35, sin embargo, fue más parecido a los cazas desarrollados durante la guerra, con una manera más fácil de gestionar horizontalmente, tren de aterrizaje retráctil2 y ala baja.
Diseñado por un equipo dirigido por Ralph Harmon, el Bonanza 35 fue el primer, verdadero y moderno avión de alto rendimiento utilitario. Era un monoplano de ala baja muy rápido, de hecho, fue construido en un momento en que la mayoría de aviones ligeros seguían siendo de madera y tela. El Modelo 35 con tren de aterrizaje retráctil y cola tipo V (equipado con una combinación de alerón y timón, llamado “ruddervator”), lo que hizo más eficiente y más distintivo entre los aviones privados en el cielo. El prototipo del Bonanza 35 hizo voló por primera vez el 22 de diciembre de 1945, y el primer avión de producción debutaría en 1947. Los primeros 30-40 Bonanzas tenían un tejido cubriendo los alerones y las flaps, luego, las superficies fueron cubiertas con chapa de aleación de magnesio).

1965-built Beechcraft V35 Bonanaza registered G-VTAL taken at Wellesbourne-Mountford Airfield, England Fuente: Wikipedia

Una serie de accidentes mortales causados, que muchos sospechaban que eran por algunas deficiencias en el diseño estructural de la cola tipo V. Un estudio realizado por Beechcraft llegó a la conclusión de que la causa fue principalmente el uso del Bonanza para viajes de larga distancia en todos los tipos de clima, y que las roturas a bordo fueron principalmente el resultado de excursiones en la extrema turbulencia (como podría ser, las tormentas).

Otros tipos, como el Cessna 210, que fueron igualmente empleados no tienen la misma tasa de desintegración que el Bonanza. FAA emitió dos directivas de aeronavegabilidad para estudiar la cola tipo V.

El primero (AD 2002-21-13) sólo se aplica a los primeros 35, A35, B35 y construido entre 1947 a 1950, y un mandato detallado de inspección y procedimiento de reparación. El segundo (AD 94-20-04 R2) requirió una inspección de la estructura de timón, reforzó la necesidad de corregir el equilibrio de las superficies de control y tensión de los cables, e incluyó la instalación de un manguito de garantizar la vanguardia de los estabilizadores al fuselaje.

Call 1-800-607-6094  or  E-mail:

manager@andesaviation.cl